Crónicas/Festivales

Gran primera edición del Pirata Rock

Bien entrada la madrugada del domingo y viendo amanecer, nos dimos cuenta de que otro festival acababa este verano. El Pirata Rock decía adiós a su primera edición. Un festival que ha dejado un gran balance de asistencia, con un total de 27.000 piratas, entre los que también estuvimos los de Helike Leuke. A pesar de que como todos, también ha dejado algunos aspectos negativos normales de una primera edición, esto no influyó a la hora de que los piratas disfrutasen al cien por cien del festival.

Tres días llenos de música tanto en el recinto como en el camping, en el cual a pesar de unos pequeños incidentes con la organización de las parcelas, hubo un muy buen ambiente. Una batucada amenizaba las tardes hasta que llegase la hora de los conciertos, al igual que entre concierto y concierto tocaban en el recinto para hacer más amena la espera.

El Pirata Rock habría las puertas de su recinto cerca de las 19:00 horas, ya que media hora después actuaría Ju, uno de los grandes descubrimientos, para mí, del festival. Una artista que mezcla reggae con un funky rockero. Tras su concierto, salió a escena uno de los grupos más reclamados en este festival: Smoking Souls. Los de Pego, debido a que sólo disponían de 55 minutos de concierto, interpretaron sus temas más conocidos junto con algunos de su nuevo trabajo; pero aún así pusieron patas arriba el recinto con su potente directo. Oques Grasses y Fyahbwoy fueron los siguientes grupos en actuar, los cuales no defraudaron y mantuvieron el alto nivel de los dos anteriores grupos. Pero era la hora del principal cabeza de cartel, La Pegatina. El grupo catalán interpretó grandes temas como ‘Lloverá Y Yo Veré’, ‘Mari Carmen’ o ‘Heridas de Guerra’, con lo que consiguieron que el público se volviese loco. La fiesta siguió con Auxili, banda que nunca defrauda en directo y así lo demostró. Los italianos Train To Rootsy posteriormente Tremenda Jauría, pondrían punto y final al primer día de festival que dejó el listón muy alto desde un principio. Finalmente, Pedrá, un tributo a Extremoduro dijo adiós a la primera jornada del Pirata Rock.

Carles.jpg

Smoking Souls en el Pirata Rock. Fuente: Addictes_

Después de un día más rockero, llegaba la segunda jornada, más marcada por la fusión, el mestizaje y el rap. La Ranamanca abría el segundo día de festival, con su peculiar estilo que mezcla fusión y mestizaje. Le siguieron El Diluvi y uno de los raperos más importantes en nuestro país, Sharif, los cuales también consiguieron dejar sin aliento a los piratas asistentes. Muchachito trajo un poco más la calma, por decirlo de alguna forma, ya que tras ellos vendría uno de los grupos revelación en nuestro país: Fuel Fandango. El dúo que mezcla flamenco con electrónica, que no sé cómo, pero se hacen encantar. Dos de los conciertos más esperados eran los de Estricnina y el de Canteca de Macao. Estricninca realizó uno de los últimos conciertos antes de separarse, y lo clavaron. El público seguía con ganas de fiesta, y La Vallekana Sound System La Patera (tributo a Marea) cerraron el segundo día del Pirata Rock.

f.JPG

Fuel Fandango en el Pirata Rock. Fuente: Addictes_

Llegaba el día que menos nos gusta a todos, el último día de festival. Ese en el que cuando te levantas piensas ‘no quiero que se acabe esto’, pero al mismo tiempo piensas ‘menos arrepentimientos, y a disfrutar de lo que queda’. Y es que lo que quedaba no era nada más y nada menos que los conciertos de El Niño de la Hipoteca, Rayden o Macaco. La última jornada del Pirata Rock empezaba con una banda que me sorprendió mucho en directo: La Ganga Calé. Sin duda, uno de los directos más entretenidos que he visto nunca. Le siguió otro de los artistas más esperados en este festival, El Niño de la Hipoteca. Debido a que no tenían un gran tiempo para actuar, tuvo que dejar canciones fuera, pero aún así realizó uno de los mejores conciertos del festival, y eso se notó en el público. Le siguió Green Valley, que con sus grandes canciones como ‘Si No Te Tengo’ o ‘No Me Voy A Rendir’ hicieron que el publico se dejasen la voz. Pero no había tiempo para descansar, ya que ahora venía Rayden. Uno de los conciertos más locos del festival. Increíble. ‘Matemática de la carne’ o ‘A mi yo de ayer’ fue de lo mejor del Pirata Rock. Macaco, Toteking, El Kanka, Rapsusklei y Plan B pusieron el punto y final definitivo a la primera edición de este festival en Gandía.

El Niño.jpg

El Niño de la Hipoteca en el Pirata Rock. Fuente: Addictes_

Para ser la primera edición, el cartel ha sido magnifico y sin duda no ha defraudado. A pesar de los pequeños detalles negativos en la organización y seguridad, nada hizo que el festival de desarrollase con normalidad y que el publico lo pasase genial.

Desde Helike Leuke esperamos con ansia la segunda edición, aunque para ello haya que esperar al siguiente verano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s